Gracias a su trabajo en la Biblioteca San Javier La Loma, Gabriel obtuvo el Premio de servicios educativos innovadores en bibliotecas públicas de EIFL.

Pasé la mañana con Gabriel y conversamos sobre varios temas. Me llamó la atención su dicho «A veces es mejor pedir perdón que pedir permiso» y las referencias al lema de la biblioteca: «Si no es divertido, no lo hacemos». También conversamos sobre esa endogamia que suele haber entre los bibliotecólogos y cómo el abrir la biblioteca a que otras disciplinas la nutran puede ser bastante positivo.

Si bien no todo esto quedó en el video, vale la pena nombrarlo para reflexionarlo. Aquí la entrevista en Lyon justo antes de que recibiera el premio:

Publicado por David Ramírez-Ordóñez

Hola. Soy David. Docente, bloguero y bibliotecario digital. Desarrollo proyectos digitales desde el 2005. Más de mi en este enlace.

Únete a la conversación

5 comentarios

  1. muy buen entrevista y hasta te cambiaron el nombre al final jeje «Daniel». Como siempre estoy atenta a tus posts. Un abrazo.

    1. Hola.

      Lo del cambio de nombre no importa mucho. Lo importante es lo que se está haciendo: Trabajo con comunidades.

      Gracias por mantener la sintonía 🙂

    1. Es interesante cómo bibliotecarios hacen cosas y los bibliotecólogos nos quedamos en la teoría.

      Gracias por el comentario Laura 😛

Deja un comentario

Responder a hiperterminal Cancelar respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.