Percepciones del taller sobre fortalecimiento de asociaciones en Colombia

Del 4 al 6 de Octubre del 2014 se realizó el taller de fortalecimiento de asociaciones, en el marco del programa Fortalecimiento de Asociaciones de Bibliotecarios (BSLA por sus siglas en inglés) de IFLA. Fui invitado por mi trabajo realizado en la Fundación Conector. En este texto analizo el objetivo del evento y las asociaciones bibliotecarias colombianas. Cierro con una propuesta, para no quedarme en una crítica al evento y pensar en su desarrollo. De antemano agradezco a los organizadores del evento por su invitación y por abrir un espacio para conocer tantas iniciativas y personas interesantes. En general mi percepción del evento es que tuvo más cosas buenas, pero siento mencionar también las malas en este texto. Espero que sirva para la reflexión y por supuesto son bienvenidas las críticas, precisiones o ajustes que se quieran hacer.

El objetivo del evento

A decir verdad no me quedó muy claro cual era el objetivo del evento. En la documentación que recibí puede leerse “El programa BSLA (sic) es una metodología general que ofrece abordaje estratégico para el desarrollo de capacidades y la sostenibilidad de las asociaciones de bibliotecarios. El programa beneficia a las asociaciones, bibliotecas y sus comunidades”. ¿El objetivo era fortalecer las asociaciones existentes o crear una nueva asociación sostenible con todos los participantes?

¿Asociaciones o agremiaciones?

Antes de profundizar más en el tema, creo que deberíamos aclarar los conceptos. Para mi la pregunta inicial debería ser: ¿Estamos hablando de asociaciones o de agremiaciones? Según el Diccionario de la Real Academia Española, en su definición de asociación puede leerse: “Conjunto de los asociados para un mismo fin y, en su caso, persona jurídica por ellos formada”. Por su parte, un gremio se define como “Conjunto de personas que tienen un mismo ejercicio, profesión o estado social”. En el evento se usó indistintamente el término agremiación y asociación, como si fueran sinónimos, cuando no lo son. Si vamos a hablar de agremiaciones, discusiones muy álgidas como el uso de tarjetas profesionales serían un buen punto de partida. Si vamos a hablar de asociaciones, la interdisciplinariedad es la clave, por lo que perfiles como una de los participantes, con estudios en ética y filosofía (aunque no en bibliotecología) resultaban muy valiosos. Fue una lástima que estos perfiles no llegaran más allá del primer día, en mi concepto por la falta de claridad en temas básicos como el aquí mencionado. También me pareció muy triste que algunas entidades se presentaran como los “encargados de expedir tarjetas profesionales”. ¿Tan minúsculo es el impacto que esperan generar en Colombia?

¿Participaron quienes debían participar?

Estoy estudiando las comunidades de práctica, como espacio de aprendizaje informal en mi maestría en educación. Etienne Wenger, en su libro “Comunidades de práctica: Aprendizaje, significado e identidad” menciona que las comunidades de práctica tienen dos cosas que les dan valor: Participar y cosificar.  El participar es sencillo de comprender, por la definición del diccionario y el significado que podemos darle por sentido común, sin embargo el cosificar es algo más complejo. Particularmente lo interpreto como la materialización de las prácticas en documentos o infraestructuras. Algo que me gustó bastante, fue que entre los asistentes generamos este mapa de participantes del evento, de esta forma creamos un producto o como diría Wenger “cosificamos”. Al ver el mapa, las asociaciones realmente son menos que el total de los participantes, puede notarse al comparar la capa de asociaciones contra la capa de asistentes. ¿Realmente participaron quienes debían participar? ¿Cuál era el objetivo de invitar a muchos más grupos, personas o instituciones? Si el objetivo era invitar a los participantes del panorama bibliotecario, hacen falta instituciones y personas que están haciendo cosas interesantes, por ejemplo en otras ciudades además de Bogotá y Medellín.

Las asociaciones colombianas

Siento que las asociaciones colombianas son un grupo reducido, cerrado y sin un norte claro. En una mesa de trabajo de 7 personas agrupadas al azar en el que estuve en el evento, 5 no pertenecían a ninguna asociación y las dos que si pertenecían a alguna, eran sus presidentes o máximas autoridades. Al preguntar por qué no pertenecía ninguno de los 5 a alguna asociación, se manifestó que las asociaciones existentes representan una carga extra de trabajo y ningún beneficio. En esas condiciones es muy difícil que una asociación se mantenga y mucho menos que crezca.

Las tarjetas profesionales de bibliotecólogos y archivistas en Colombia

Resultó curiosos que los dos participantes que si pertenecían a asociaciones, estuvieran a favor del uso de tarjetas profesionales para que personas que no tengan formación en sus disciplinas se vean impedidas a ejercer la profesión. ¿A qué se debe la necesidad o esa enorme ansiedad a que el ejercicio deba tener tal requisito? ¿No es suficiente con el título profesional? O no será que somos tan malos en lo que hacemos que necesitamos recurrir a normas y leyes para que no nos quiten nuestros cargos. Particularmente me parece crítico este tema si estudio una carrera que tiene dos tarjetas profesionales. ¿No deberíamos hacer una revisión de fondo a la dichosa tarjeta profesional? Algo allí huele muy mal.

En todo caso en ese escenario, estamos hablando de agremiaciones y no de asociaciones. El evento sigue quedando sin dar muchas luces al respecto.

La descontextualización del problema

Las presentaciones de expertos suelen ser interesantes, pero de nada sirven si no se contextualizan. Creo que los mejores momentos del evento fue cuando se dejó de lado la teoría para hablar de problemas reales del contexto colombiano. Espero que este texto apoye a la identificación del problema y a su identificación. Algo que me sigue preocupando es que se tomen las identificaciones de problemas como asuntos personales. Quiero ser claro en eso: No pretendo señalar a nadie, ni juzgar su trabajo, pero si que reflexionemos sobre lo que estamos haciendo. Si no podemos contextualizar los problemas porque sus involucrados se sienten ofendidos, creo que no vamos a poder avanzar.

¿Le recomendaría afiliarse a alguna asociación colombiana de bibliotecólogos o archivistas?

Antes de afiliarse a una asociación colombiana, le recomendaría que les preguntara qué le ofrecen a cambio. Particularmente a las asociaciones a las que yo podría afiliarme, todas con base en Bogotá, no hay ninguna que me ofrezca algún beneficio que valga la pena por la inversión en tiempo, dinero y trabajo que estoy dispuesto a dar. El enfoque de una de las presentaciones hizo énfasis en el voluntariado o trabajo ad honorem de sus afiliados más recientes. Perdón, pero me parece que el trabajo y tiempo de las personas debe remunerarse. No puedo dejar de pensar en la respuesta ejemplar de un joven a una práctica sin remunerar. Si no hay remuneración en otros asuntos como reconocimiento, representatividad o al menos pasar un buen rato, creo que las asociaciones si deben meterse la mano al bolsillo si quieren que alguien sirva el café en sus encuentros, que fue el ejemplo que usaron.

Una propuesta

Algo que el evento hizo fue abrir espacios de encuentro y participación, lo cual aplaudo y agradezco a sus organizadores.  Sin embargo les propongo que las asociaciones revisen el objetivo de asociarse y sobre todo que escuchen a sus potenciales socios. Una participante mencionó que le interesa asociarse para compartir tiempo con sus colegas en espacios menos académicos o que no se discuta lo laboral. Creo que las asociaciones no deben enfocarse únicamente en temas sagrados, sino que pueden servir para pasarla bien y ya. El que una asociación no sea académica o profesional no implica que sea una mala asociación.

Revisen si la tarjeta profesional es el objetivo de su asociación, sobre todo en un mundo que le está apuntando a la interdisciplinariedad. Un presidente de estas asociaciones, cuando le pregunté por sus mecanismos para atraer a nuevos integrantes me comentó que deberían pensar en “incluir videojuegos y cosas por el estilo”. Por favor, dejen de tratar a sus potenciales socios como si no tuvieran cerebro. Una cosa son los intereses en temas digitales y otra los sistemas de remuneración no monetario para los asociados. Si lo que interesa es que más personas hagan parte de sus asociaciones, podrían empezar por dejar de entenderse como una agremiación. Si son una agremiación, piensen en la interdisciplinariedad que se da por la sociedad red de la que habla Castells, la sociedad de la información y las sociedades del conocimiento que menciona UNESCO o cualquier otra cosa que les haga ver más allá de los muros de su institución.

Por otro lado, si hacen un evento, no solo participen, sino que cosifiquen. Ojalá que al final de cada reunión o evento que se haga, haya un producto. Revisar el objetivo de la reunión puede ayudar a afinar el producto que debería tenerse o construirse. Ojalá se publique y pueda compartirse, para que sirva en beneficio de los participantes u otros actores involucrados en los escenarios de los profesionales de la información.

Trabajemos en red. Si la idea del evento es involucrar a otros grupos, pensemos en que podemos hacer trabajo en red y distribuido. El mapa que construimos como producto del evento muestra el gran centralismo que tenemos. ¿No valdría la pena diseñar una comunidad de práctica nacional sobre el trabajo en bibliotecas, archivos, museos, centros de documentación y todo lo relacionado con profesionales de la información?

¿Que opinan? ¿Tiene sentido algo de lo que escribí aquí?

13 opiniones en “Percepciones del taller sobre fortalecimiento de asociaciones en Colombia”

  1. Hola!!

    Hace mucho te sigo y en silencio voy leyendo algunas cosas. A pesar de que tengo un blog y puedo dimensionar lo importante de los comentarios. Esta vez mas que comentar es encontrar ideas que hay en común y bueno, considero que lo que planteas esta vez y anteriores tiene sentido, aún sigue centrándose el trabajo en el mero hecho de la cooperación, como nos cuentas con las asociaciones. Creo que el ejercicio debe ir más allá, debe pensarse más allá de un punto de encuentro de reflexión y el trabajo radicará en la interacción, cuando se habla en estos escenarios de comunidades de práctica, parece que se habla en otro idioma y suma la desarticulación de las instituciones que estan “por acuerdo” en la figura de redes de bibliotecas, grupos, y las mismas asociaciones y nada que decir de la tarjeta profesional, me pareje una figura de ego y falta de ética en fin…Seguiré leyendo.. La academía no lo es todo y es algo que se nos va olvidando en el quehacer profesional que decidimos escoger.

    1. Hola. Gracias por animarte a comentar y romper un poco el silencio 😉

      Cuando hablas de los escenarios me haces pensar mucho: ¿En dónde se están dando estos espacios de encuentro para discutir temas que nos interesen? Los espacios académicos son unos, esta misma discusión en Internet es otro. Vale la pena rescatar iniciativas como el Bibliocafé de Maolibrarian, que a propósito también comentó esta entrada.

      ¿Son estos espacios suficientes? ¿Nos hace falta abrir más espacios? ¿Cuáles serían?

      ¡Saludos!

  2. Hola, David:

    Haces una muy buena reflexión del evento. En mi caso, me sentí desubicado durante las primeras horas del segundo día, creí en un momento que tenía que ver con mi ausencia en el día anterior, pero más adelante y por percepciones de otros concluí que era más una falta de cohesión de la agenda.

    Como lo manifesté a una de las organizadoras hay dos cosas que destaco, 1) el ‘networking’ resultado de conocer a tantos actores y sus experiencias; allí resalto el mapa de participantes que elaboraste y 2) entendiendo que esta es la primera acción de varias que pretende el programa BSLA, la conformación de un comité de seguimiento -resultado del taller- que permita esclarecer el panorama y las líneas de acción de este “naciente grupo”.

    Saludos,
    M.

    1. Hola M.

      Suena muy bien lo del comité de seguimiento. Me interesaría conocer más al respecto. La otra cosa que me gustaría saber es ¿Hasta dónde este es un grupo? La ausencia de personas que participaron la primer mañana deja mucho que desear del grupo. La otra sería revisar las dinámicas, espacios y eventos para ver cómo se tejen estas interacciones a futuro.

      ¡Un abrazo!

  3. Apreciado miembro de la Fundación Conector, como fácilmente identificará soy una de las organizadoras de la réplica del taller BSLA.IFLA en Colombia. Leyendo sus inquietudes y vacíos al respecto de objetivos, el perfil de los asistentes…, quisiera invitarlo a revisar primero que todo la página IFLA BSLA, luego los documentos que se le enviaron en la invitación, donde además del material de apoyo de IFLA, encontraba un cronograma con los contenidos a desarrollar esos tres días. Por último cualquiera de los sitios donde se promocionó el evento (descargue el PDF) http://www.unirecscolombia.org/jornada2014/taller-bsla-ifla/ o en http://www.ascolbi.org/ (descargue el PDF) o seguramente conoce infosfera, busque mensajes IFLA BSLA ASCOLBI. Ahora le pregunto ¿están los objetivos y el perfil de los participantes en ellos? El tiempo no fue mucho, pasamos la propuesta desde marzo de 2014 la respuesta llegó después de IFLA LYON agosto. Usted lo llama “cosificar” yo lo llamo actuar, la primera cosificación fue elaborar este proyecto (vea el formulario y los requisitos), fue una tarea una acción (veo que uno de sus miembros estuvo en Lyon, si asistió a la reunión IFLA LAC, le podrá contar como se aprobó) . Por otra parte no se si está familiarizado con el término contrapartida (es la parte de recursos que el solicitante de un proyecto debe poner, asi lo exigía IFLA, al igual que Colciencias por ejemplo) “cosificamos” la contrapartida y logramos tener una actividad que costo cerca de 10 millones de pesos donde gestionamos con la credibilidad de un trabajo serio. Sin recursos “cosificar” es muy difícil, uno de los módulos del taller hablaba de la gestión de recursos. Lo logramos gracias a todos los años de trabajo que hemos conseguido “advocacy” igual que todos los asistentes al taller con los que compartió tres días y sus iniciativas. Por eso sus frases en este blog con términos “que generan dudas de credibilidad” son irrespeto a la trayectoria de otros que como yo amamos profundamente esta profesión y trabajamos no solo en nuestro lugar de sustento sino como Usted con Conector en grupos, gremios, asociaciones para cosificar, aproveche ese networking del taller y conozcanos, lo invito a desde ya con UNIRECS y ASCOLBI que son a las que tengo cercanía. Creo firmemente que debemos estar agrupados, asociados, es natural empezar idealistamente con reuniones alrededor de un café, pero crecer implica formalizarse para actuar: Conector nos contó su experiencia al respecto, dispendioso, burocrático, les devolvieron su acta de constitución cuantas veces? tal vez, pero necesario, si se quiere “hacer” “cosificar. En la reunión había gente del G8 , de la iniciativa Biblioseo, de ASEIBI, ABJ, UNIRECS, INFOTECARIOS, Red de bibliotecas del Meta, Colsubsidio, contaron tantas experiencias “cosificadoras”, ¿acaso conoce Usted tan bien todo el trabajo de ellos, el de la misma Unirecs que puede afirmar que son cerradas y excluyentes, que no cosifican¿Acaso no fueron claros? ¿Acaso no los escuchó?. En los documentos que le menciono al principio y que realizamos, difundimos y revisamos muchas personas, varias que Usted al menos identifica, nuestra intención principal era dejar claro que los llamados a participar eran TODOS, la convocatoria estaba abierta, pero había que contestar unas preguntas, si se vivía fuera de Bogotá, venían con los gastos pagos, pero contestando unas preguntas, ¿porque no traer a cualquiera sin preguntas a “pasear a Bogota”? le dejo la reflexión a Ud., . Usted se convocó de forma directa, ¿quien(s) se nos quedó por fuera de esa convocatoria directa? seguramente olvidamos a varios. ¿Cómo llegamos a Usted y a los otros casi 50 convocados de forma directa? Los miembros de UNIRECS y los que ve en la pagina del congreso http://www.unirecscolombia.org/jornada2014/ (cosificación de 3 días con más de 65 conferencistas, talleristas y más de 300 asistentes, donde muchos fueron invitados sin costo como parte de un trabajo de “gremio, grupo, asociación con responsabilidad social”) le decía los organizadores y aliados (todas esas instituciones que pusieron su sello en este evento porque los gremios que Ud. claramente desconoce, han logrado credibilidad con muchas acciones a lo largo de sus trayectorias) hicimos una lluvia de ideas anotamos a todos los “actores” que se nos ocurrieron que juegan un papel relevante en nuestra profesión y actividades afines, seguramente se nos quedaron por fuera. Invitamos a 53 personas de aproximandamente 45 instituciones, iniciativas redes, universidades, programas, grupos de amigos, estudiantes, enviamos más de 1000 correos electrónicos .¿ No estaba todo el país? efectivamente los contactos de la costa caribe y pacífica, Cali, Popayan, los mismos Santanderes, la Amazonía no vinieron, pero recuerda a nuestra representante de Putumayo? los buscamos a todos y los que dijeron si, estuvieron aquí con recursos del proyecto que “cosificamos con IFLA” vinieron los que quisieron, pudieron, se interesaron, que se yo… ¿por qué estuvo Usted?, si quiere conocer los datos de los convocados con gusto como cualquiera de todas estas dudas se las resolvemos. ¿Su párrafo de cuestionamiento sobre los convocados, lo centralista de los participantes,lo resolví? Lo que pensamos que seria dificil fue el factor clave de éxito hacerlo fin de semana, lastimosamente el lunes 6 muchos de los asistentes no lograron zanjar sus responsabilidades laborales , uno de los que comenta su escrito aquí no pudo asistir el sábado pero fue los otros dos días (le contesto a hiperterminal su cuestionamiento “la ausencia de la mañana deja mucho que desear”). El primer día tuvimos casi 50 personas, el último terminamos casi 30, mis colegas de Unirecs 5 de ellas no pudieron estar el lunes pero no por falta de interés, recuerde lo que le conté del tiempo de convocatoria, prácticamente un mes (lo invito a que averigue, investigue, quienes estamos trabajando en esos gremios que usted descalifica, quienes somos, nos conoce?). Tarjeta profesional , primer párrafo lo termina con un “me huele mal”, que frase tan temeraria, si tienen tarjeta profesional los abogados, médicos, enfermeras, contadores aquí y en la china, porqué nosotros no. Soy una aguerrida critica de todos esos “pseudobibliotecólogos” que estudiaron 2 o 4 semestres nunca se titularon, pero en las redes sociales y sus hojas de vida se regodean del titulo de bibliotecólogos javerianos, para mi eso es delito se llama usurpación. Usted y yo cursamos un programa, pagamos unos semestres, cumplimos unos horarios, llenamos unos requisitos (justos injustos buenos o malos) para llegar a ese título, nos lo ganamos a pulso, porque cualquiera puede ostentarlo?alguien en los 70′ hizo una ley para nuestra profesión, respetémosla mas allá hagámosla respetar, actualisémosla, ¿en cuantos de los grupos de trabajo de legislación, código de ética y asociaciones ha participado Usted? En su primer párrafo me demuestra que nuestro principal objetivo se cumplió “abrir un espacio para conocer tantas iniciativas y personas interesantes” El otro objetivo era aprender de una metodología organizada (la de IFLA) estrategias para que nuestros grupos, gremios, asociaciones se fortalezcan. El mapa que Usted construyó y menciona en el escrito como rescatable, es un aporte ¿le nació hacer un aporte? a muchos de los ahí congregados, su tiempo de fin de semana, mi tiempo de fin de semana con mi familia ya era un aporte. Finalizo con parte del titulo y el contenido del documento que le invité a consultar “actores que se conozcan, se identifiquen, se comuniquen y ojalá logren unificar esfuerzos en torno a nuestro a nuestros temas comunes” Eso era todo lo que queríamos, conocerlos, conocernos.. . Ahora le pregunto ¿Es Usted parte del comité de seguimiento de IFLA BSLA 2014 Colombia? su sugerencia de continuidad que realmente ya es parte del programa propuesto por nosotros ¿cuenta con su presencia?

    1. Hola Janneth.

      Vuelvo a revisar este comentario porque hay algo que me llama la atención:

      si tienen tarjeta profesional los abogados, médicos, enfermeras, contadores aquí y en la china, porqué nosotros no

      Me quedó sonando mucho esa frase, porque no se requiere ir a la China para encontrar carreras que no tienen tarjeta profesional. En Colombia, los periodistas no requieren tarjeta profesional. Si bien las discusiones parecen ser álgidas, el fondo es el mismo: “¿Qué ha llevado a los directores de algunos medios a preferir profesionales de carreras distintas? La respuesta es sencilla: están mejor preparados.“.

      La referencia a China me hace pensar que es un comentario salido del sentimiento, no de la razón. El problema es que creo que existen “pseudobibliotecólogos” (como los llama) que tienen título profesional. Ante eso no hay tarjeta profesional que valga.

      Ojalá que este debate sirva para construir. Me alegra poder volver a estas palabras luego de unos años y rectificar o afianzar cosas.

      Saludos.

  4. Buenas tardes: soy una de las organizadoras de la réplica del taller BSLA -IFLA en Colombia, por lo que respecto a todos los vacios sobre los objetivos del taller y el perfil de los participantes me gustaría invitarlo a revisar la información completa del evento que fue divulgado entre otros sitios en http://www.unirecscolombia.org/jornada2014/taller-bsla-ifla/ en http://www.ascolbi.org/documentos/BSLA-COLOMBIA-OCTUBRE-2014.pdf y en la lista de infosfera buscando por IFLA BSLA ASCOLBI. ¿A quienes invitamos? a todos la convocatoria estaba abierta con la condición de contestar unas preguntas , con la posibilidad de pedir recursos para desplazarse a Bogotá. Los convocados directos como Conector los identificamos los miembros de UNIRECS y demás aliados organizadores del congreso que acabamos de realizar , fueron 53 invitaciones a facultades, egresados, redes, estudiantes, grupos de amigos, todos los que pudimos identificar. ¿Centralizado? fueron los que quisieron o pudieron venir, contactamos personas de las dos costas, valle, Cauca, Amazonía, no vinieron, no sabemos porque razón, Ud si aceptó ¿por qué lo hizo? ¿El poco tiempo de la convocatoria?, enviamos la solicitud a IFLA desde marzo pero solo nos dieron respuesta despues de Lyon, Conector asistió tal vez fue testigo de la aprobación Cosificar: el proyecto, el presupuesto de contrapartida y cosificamos un curso con costos alrededor de los 10 millones de pesos, cosificamos lograr reunirnos los casi 50 actores , la “ausencia que deja mucho que desar” que comenta hiperterminal del lunes se debió en su mayoría a que el poco tiempo que tuvimos para convocar hizo que varias personas no lograran zanjar sus compromisos y deberes especialmente del lunes , pero a todos quisieron estar conocer aprender y por ejemplo 5 de mis compañeras de Unirecs no pudieron estar el lunes pero estuvieron sábado y domingo, dos personas de Medellín que fueron el sabado se intoxicaron y no pudieron regresar, cada historia se la podemos contar con gusto, ¿indagarón Ustedes por qué de las ausencias?. Tener tarjeta profesional la tienen los medicos, los ingenieros, los abogados, es parte del pertenecer a un gremio, en todo el mundo, yo estudié en una universidad cumpli unos horarios, unos requisitos, una clases, pague un dinero para tener derecho a ella, estoy personalmente cansada de todos los pseudobibliotecologos que porque cursaron 2 o 4 semestres y se proclaman en redes sociales y en sus hojas de vida bibliotecologos javerianos como yo, yo me gané ese derecho, ese título, la tarjeta me diferencia de todos esos impostores, entre otras cosas. ¿Qué le huele mal? una practica mundial de los gremios: las tarjetas profesionales? su frase como muchas de las afirmaciones que hace aquí son aventuradas, e irrespetuosas , ¿gremios reducidos, cerrados sin un norte?, Unirecs le pareció así?, ¿Aseibi se lo pareció? ¿la red de bibliotecas del meta le dió esa impresión? con todos ellos compartió esos tres día. A cuantas asambleas ha asistido, yo a muchas soy testigo de que vamos 10 personas o menos. Yo sé que el objetivo con Ud se cumplió porque en su primer párrafo afirma “abrir un espacio para conocer tantas iniciativas y personas interesantes”, eso era, poner a disposición de todos los grupos, gremios….. actores denominémolos así, una metodología que puede servirles para fortalecerse y de paso que nos conociéramos, nos reconociéramos y nos comunicáramos. Cosificar, con gusto lo vuelvo a poner en contacto con cada uno de ellos para que vea todo lo que hemos cosificado, Unirecs hace 20 años, Ascolbi hace 50, el inventario es largo. Cosificamos un evento (congreso de la semana anterior) donde en la página ve los sellos de muchas entidades que creen en todos estos grupos que a usted le parecen cerrados … etc. Tenemos tres tareas claras post reunión IFLA BSLA a cumplir a un año (por favor lea cualquiera de los sitios que le menciono al principio), y todas las que van saliendo, ya empezamos enviamos el formulario de convocatoria de ideas para el proyecto que Conector va a presentar al gobierno. A todos ustedes la invitación es solo una, conozcan a fondo los temas y las personas sobre las que escriben, denuncien lo que con argumentos tengan la certeza de que “huele mal”, ¡tienen tanto que aportar!, pero háganlo de forma informada y respetuosa, como el mapa que Ud. hizo durante el evento, que resalta, le nació cosificar algo y aportarlo a la reunión, a nosotras en Unirecs nos nació reunirnos conocernos y aportar las experiencias que nos han hecho una asociación fuerte, cosificamos un fin de semana de nuestras familias para estar en ese espacio como lo hicieron todos los demás asistentes. MI pregunta para ustedes finalmente es ¿contamos con ustedes para continuar con los productos que queremos obtener de la reunión?

    1. Hola Janneth. De antemano mil y mil gracias por el tiempo en leer y sobre todo por escribir. No quiero herir susceptibilidades, pero siento no estar de acuerdo con varios de los puntos del evento. Siento que sus dos generosos comentarios no hacen más que reforzar mi idea de “La descontextualización del problema”, donde atacamos a las personas y no a los argumentos. La verdad no la identifico, pero bueno. Muchas gracias por abrir estos espacios de debate que tanta falta nos hacen.

      Asistí al evento de parte de la Fundación Conector, la Fundación Karisma y la Biblioteca Nacional de Colombia. ¿Hay algún criterio para que la Fundación Conector resalte entre estas últimas? No sé bajo qué criterio se señala a una organización en particular sobre las demás.

      Mi punto no es el desconocimiento de los objetivos, sino la pertinencia de ellos. El primero de los objetivos de uno de los documentos que nos comparte es “Difundir la metodología BSLA de fortalecimiento gremial en Colombia”. Mi post habla sobre la diferencia entre asociaciones y agremiaciones. Si este tipo de reuniones servirán para promover la endogamia profesional, como lastimosamente están haciendo los gremios, no creo que haya mucho por hacer. Respondo a su pregunta: Sí estan los objetivos y el perfil, pero le pregunto ahora ¿En serio se busca fortalecer los gremios que le apuntan a lo que va en contra de la tendencia mundial sobre trabajo interdisciplinar? Si no estoy mal, creo que este tipo de acciones sectarias van en contra de la tendencia 4 de IFLA.

      Me alegra que conozca la teoría de Etienne Wenger sobre comunidades de práctica. Sin embargo me preocupa que cosifique tanto. El propio Wenger en su libro menciona que el exceso de cosificación sin participación (o lo inverso) resulta nocivo para las comunidades de práctica.

      El integrante de Conector que fué a Lyon no estuvo en las reuniones de IFLA Latinoamérica. Nuestros intereses profesionales van en otra dirección, por lo que no tuvimos mucha noticia al respecto. Igual compartimos lo que hicimos, para que todxs tengamos noticias sobre un evento tan grande como el de Lyon.

      Me alegra que hayan obtenido esos recursos para el evento. Sin embargo, los asistentes también plantearon acciones colaborativas por Internet, para hacer mucho con muy poco. Creo que no hay que perderlas de vista.

      A fin de cuentas ¿Qué es advocacy? Me alegra que lo hayan conseguido, como menciona, pero le agradecería que me explicara ¿qué es eso que han conseguido? ¿Cómo se manifiesta? ¿No hay una palabra en español para ello?

      Sobre la pregunta de ¿en cuantos de los grupos de trabajo de legislación, código de ética y asociaciones ha participado Usted? Puedo decir que han sido varios. Resalto particularmente los de derecho de autor, donde ninguno de los profesionales en nuestro campo se pronunció al respecto y estuvimos a punto de tener legislaciones bastante nocivas. Estuve en el Congreso de la República en repetidas ocasiones desde 2011 y se lograron (a propósito) que se mantuviera un panorama bibliotecario acorde a los lineamientos de IFLA, donde el acceso a la información es un principio a cuidar. No voy a trabajar en ningún código de ética punitivo o legislación que considere injusta y excluyente.

      No hago parte del comité de seguimiento de IFLA BSLA 2014 porque no sé cómo participar. ¿Cómo puede uno ingresar? ¿A quién hay que conocer para pertenecer a él? Si me invitan puede que no cuenten con mi presencia pero si con mi trabajo. La presencialidad, demostró Manuel Castells en la Era de la Información, puede que no sea lo más importante.

      Si puedo ayudar con el virus del computador, con todo gusto. Espero que el problema ya esté resuelto. Igual recomendaría el uso de software libre para evitar estos percances.

      ¡Un abrazo!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.