Cápsula de tiempo… web

Mientras se lleva a cabo el reto de los 30 días, dentro de la plataforma seguimos de exploración. Esta vez y por error ingresé a una cuenta de wordpress que sirvió de base para establecer a Nomono. Encontré tres borradores de entrada, uno de ellos llamó mi atención, particularmente, y quise compartirlo, agregando algunos apuntes. Cómo no lo iba a hacer si se encontraba esperando desde hace ¡cuatro años!

El contenidos de este borrador es una charla de Puño, ilustrador español, en el evento MAD 2011. Traté de recordar qué fue lo que me hizo compilarlo para publicarlo en algún momento. Mi memoria no dio, así que me dispuse a ver la charla.

Durante este ejercicio no recordé puntualmente la intención de seleccionar este vídeo pero sí me trajo algunas ideas a la mente, sobre todo porque lo que se menciona en la charla puede ser aplicado a cualquier profesión, sobre todo la nuestra… y ya que está a mano, ¡hay que aprovechar el chispazo!

¿Qué me llamó la atención?

Entre el conjunto de temas tratados destacaré los siguientes, por supuesto comentándolos desde mi perspectiva como profesional de la información, así que no haré un resumen de lo que funciona o se recomienda para ilustradores aunque creo que una reflexión de este tipo siempre cae bien:

Creatividad

La creatividad es una herramienta que no sólo sirve a quienes se desenvuelven en el mundo de las artes, por eso, seas quien seas, hagas lo que hagas, siempre hay que procurar ejercitar la creatividad. Pero ¿Cómo podemos hacer eso?

Creo que uno de los principales problemas que podemos encontrar como profesionales, es tomarnos las cosas tan enserio, principalmente lo que aprendemos en la academia. La formación es una ruta y como aprendices nos disponemos a recorrerla, pero en cada uno de nosotros está si ese recorrido lo hacemos viendo el sendero o apreciando lo que nos rodea y hace parte del paisaje que acompaña el camino.

No está de más recordar que, en nuestro caso, aunque no es el único, las tecnologías y el modo de abordarlas son muy volátiles. Por lo tanto, no es de extrañar que algunos de los conocimientos que aprendemos durante la época de formación académica puedan estar desactualizados o deban ser revaluados cuando llegue el momento de ejercer como profesionales. Lo importante no es aferrarse a una estructura, un modo de pensar o, a una tendencia. Lo importante es tener claridad sobre los conceptos de base y saber dónde y cómo se aplican, y en lo posible, saber cómo transformarlos a las necesidades del momento.

Por supuesto esto no es fácil, pero nadie dijo que así son las cosas. Debemos desarrollar un habito que mantenga en movimiento nuestra creatividad pero muchas veces las rutinas dejan de lado el ejercicio de la creatividad y esta tiende a oxidarse.

Hay que deshoxidar la creatividad

Como personas y como profesionales, parece que existe una dicotomía en nuestras acciones, pero ¿cómo podemos enriquecer estas dos partes si excluirlas por completo? Al final somos una misma persona y pensar que lo que hacemos como profesionales (o estudiantes) no tiene nada que ver con nuestra vida cotidiana, no tiene sentido.

Podríamos tratar de dejar más a menudo nuestra zona de confort y enfrentarnos a nuevos problemas. Rescato la cita de Eduardo Chillida:

La clave del arte es hacer lo que no se sabe hacer, porque lo que se sabe hacer ya está hecho. Y el que hace lo que sabe hacer está perdiendo el tiempo

Cuando hacemos algo ¿qué hacemos? ¿aprendemos o perdemos el tiempo? No podemos permitirnos bloqueos ni como personas, ni como profesionales. Por cierto ¿qué tanto reflexionamos sobre esos bloqueos? ¿cuáles serán los que más nos aquejan?

Hay que interiorizar

Miran mucho, no ven nada. Oyen mucho, no escuchan nada. Leen mucho no entienden nada.

Esto me remite a un problema muy particular: estamos enfrentados al manejo e interpretación de información de todo tipo. En mi opinión estamos sometidos a un montón de estímulos en nuestros sitios de trabajo (algunos generales: bibliotecas, archivos, otros) Hay que alimentar el cerebro ¿cómo lo hacemos si solo estamos encerrados en un mismo espacio la mayor parte de nuestro tiempo, con las mismas personas? Hay que expandirse

También es cuestión de método

Llamó mucho mi atención como aborda este tema y su ejemplo sobre la serie de operaciones necesarias, dispuestas en un orden lógico, dictado por la experiencia para lograr los fines que nos proponemos. En definitiva el método.

Sumarle a esto el bueno uso de nuestra inteligencia y aptitud para resolver nuestros problemas deja el camino para abordar buenas y mejores soluciones.

Conferencia de Puño en MADinSPAIN 2011, en el Palacio de Congresos de Madrid el 4 de junio de 2011. MADinSPAIN es un evento internacional de diseño organizado por Domestika.

Otras recomendaciones

En este espacio me gustaría señalar algunas de las recoendaciones que da Puño durante su conferencia. Ahora sólo dejaré algunos comentarios, en caso de que exista un interés por ver el vídeo, se darán cuenta de que éstas aplican a cualquier profesión u oficio. Entonces empecemos:

  1. Hay que alimentar el cerebro. Ya lo había mencionado antes, como profesionales o no, nunca sobra estar al tanto de lo que sucede a nuestro alrededor, llenarnos de nuevas experiencias, hacer cosas nuevas así no sepamos nada en un principio.
  2. Haz cosas gratis. ¿Quién hace cosas gratis hoy en día? sí, es verdad. Pues no es una idea tan chiflada. ¿Quién no ha corregido un artículo de Wikipedia o ha compartido información de interés para una comunidad? Estos son algunos ejemplos de cosas que hacemos gratis sin darnos cuenta. En el caso que nos presenta Puño da un punto interesante: no siempre se podrá llegar a un pago económico pero sí a una contraprestación de otro tipo. El fin es encontrar cómo las dos partes se pueden ver beneficiadas en algún aspecto.
  3. Ser constante. Es algo que puede ser difícil pero no imposible. Para nadie es fácil mantener los ánimos y las energías para mantener el paso a una actividad, mucho más si no representa una obligación contractual. En cualquier caso no está mal mantener un pasatiempo si al final puedes aprender y compartir experiencias nuevas. Este blog es una muestra de ello. Y por supuesto este punto es el que más me puede costar sostener, creo que no soy el más constante del equipo.
  4. Piensa más. Sí, tal cual. Esto nos  puede llevar a una pregunta ya conocida ¿cómo pensamos? o ¿Cómo podríamos pensar? Hay que reflexionar más, trabajar más. Me gustó esta recomendación: “nuestro cerebro es gratis aunque nos cueste manejarlo a veces”.
  5. ¡Publícalo! Llevalo a lo público, dejo que otros conozcan lo que piensas, muestralo en internet. Esto tampoco cuesta tanto una vez lo haces.
  6. Cómo copiar. Sí, suena raro pero tiene sentido y podríamos entrar en discusiones mucho más profundas sobre este tema ¿qué es original? ¿qué es copia? etc. En este caso Puño te deja un buen punto de vista “se copia mucho y se copia mal (…) No hay que ser un ladrón cutre, hay que ser un ladron de guante blanco”
  7. Pasartela bien. Al final  es lo único que nos queda ¿qué sería de nuestras vidas si lo que hacemos no es lo que nos gusta hacer? Si nos lanzamos a un proyecto más vale que nos la pasemos bien.

Autor: Leonardo

Leonardo es Profesional en Ciencia de la Información – Bibliotecólogo de la Pontificia Universidad Javeriana, Bogotá. Interesado en temas relacionados con la cultura libre, el procomún, internet y la cotidianidad.

1 opinión en “Cápsula de tiempo… web”

  1. Hola.
    Me gustó mucho la presentación de Puño y tus notas. Si no estoy mal, Garavato también fue influenciado por Puño. Me gusta eso de mezclarse entre disciplinas.
    Este texto me hizo pensar mucho en lo que diferencia a un técnico de un profesional (sin demeritar el trabajo de los técnicos, claro está). Un profesional debería cultivar muchísimo la creatividad pero ¿en dónde vemos eso?
    Y el último consejo creo que es uno de los más valiosos, que yo suelo olvidar.
    ¡Un abrazo!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.