¡Ánimo delincuencia!

20130222-155425.jpg

Este es un sticker mexicano, el primero de Estruendo y el segundo de Katrhina. Aparecen en la revista Ilegal Squad número 68.

Al interior de sus páginas (en la 19 exactamente) hay un artículo sobre la lucha entre “writers” y autoridades. Hacen una reflexión sobre el espacio público y la política de borrar todas las pintas que hayan. Me interesa esta contraposición: el espacio público también es de los writers, pero se criminaliza su apropiación del espacio.

El artículo cierra diciendo que deberían apoyarse las campañas pro graffiti. ¿Es que los writers son menos ciudadanos? Al menos en Bogotá se han abierto muros destinados a pintas. Me gusta el interés que se ha despertado en los bogotanos los muros que con cierta regularidad están cambiando.

Pixação: Pintando en las alturas

Pixação

Hace unos meses me fijaba en unos graffitis que se caracterizaban por estar en lugares muy complicados de pintar: Techos de casas, balcones, lugares de difícil acceso. Leyendo la revista Ilegal Squad 65 (Octubre de 2011) me entero que esta técnica se llama “Pixação”. Nació en Brasil en los sesentas como firmas de protesta o propaganda contra la dictadura.

Resulta que los pixadores buscan pintar muy rápido con rodillos en lugares difíciles. Por eso no siempre es algo entendible, pero si bastante osado.

En la Ilegal Squad recomiendan ver el sitio de flickr de Choque.

Consume, puto

20121202-093605.jpg

Éste es otro grafitti mexicano que aparece en la revista Ilegal Squad. ¿Ya hiciste tus compras diarias? ¿Acaso puedes pasar un día sin consumismo?

Lo gracioso e irónico del grafitti es que obliga a hacer algo que casi todos hacen incluso con gusto. Las cosas andan al revés ¿No?