Categorías
Ciencia de la información

Realidad aumentada en bibliotecas

En este blog he escrito varias veces sobre realidad aumentada, la última vez fue en el diseño de materiales para la enseñanza donde proponíamos el uso de realidad aumentada en las unidades de información. Pues bien, hallé este video que muestra una aplicación de realidad aumentada para bibliotecas.

La aplicación funciona en este video en una Galaxy Tab de Samsung, mediante su cámara se verifica que los documentos en un estante están correctamente organizados. Me entusiasma la idea de tener espacios híbridos, donde la realidad se mezcla con el mundo digital. ¿Qué tal la aplicación? ¿Qué otras aplicaciones de realidad aumentada se te ocurren para bibliotecas?

Categorías
Ciencia de la información

Diseño de materiales para la enseñanza

Daniel Gordillo y yo hicimos esta presentación sobre el capítulo 10 del libro de Grassian y Kaplowitz que referencio en el blog de nuestro profesor, Leonardo Machett’s.

Creo que debemos agradecer los aportes de nuestro profesor, donde nos enseñó que al reemplazar «^p» por un espacio en blanco se eliminan los saltos de línea en los documentos, entre otras muchas notas sobre aprendizaje, así como la participación de Ivan Valderrama y Felipe Contreras y nuestros demás compañeros de clase.

Algo que hicimos inocentemente fue incluir algunas sugerencias de mejora, donde nos basamos en el Informe Horizon 2010. El profesor Machett’s recalcó la importancia de este proceso. Luego de esta presentación creo que la lección aprendida es tratar de agregar siempre una sugerencia de mejora. Creo que esto implica el interiorizar tanto lo que se explica que se puede estar en capacidad de sugerir mejoras. No creo que sea una labor sencilla, afortunadamente para este tema contamos con algo de experiencia para poder hacer sugerencias, no sé que tan complicado sea para temas que nunca he trabajado.

Para activar la aplicación de realidad aumentada se necesita éste código.

Categorías
Ciencia de la información

Realidad aumentada y búsqueda de información multimedia

¿Cuántas veces ha tenido una canción en mente y no conoce ni el título de la obra, ni su autor, o tan siquiera alguna referencia que le permita identificar esa obra? ¿Alguna vez ha ido a lugares históricos y no recuerda exactamente qué sucedió allí? Algo que puede ser muy útil para esto es la realidad aumentada y la recuperación de información multimedia.

Vamos por partes: la información puede representarse en múltiples formatos; la información textual, que es la que está leyendo justo ahora, la misma que usa para realizar búsquedas en motores de búsquedas como Google o Bing y la información multimedia. Ésta última incluye imágenes, sonidos, videos, animaciones y cosas por el estilo. La información multimedia usa simultáneamente sonidos, imagenes y hasta texto como lo menciona la Real Academia Española.

¿Cómo se recupera este tipo de información?

La forma más común de recuperar informacón multimedia es hacer una búsqueda textual; ésto es particularmente útil cuando tiene información extra sobre lo que quiere recuperar, pero lo ideal sería hacer una búsqueda multimedia a partir de información multimedia, como buscar las imágenes que se parecen a una imagen que usted tiene o tararear una canción para realizar una búsqueda de información a partir de los sonidos que las máquinas interpretan de su voz.

Las máquinas deben encontrar patrones similares. En el caso de imágenes las formas, colores o texturas deben coincidir (como podía hacerlo www.like.com, adquirido por Google en el 2006 y servicio únicamente disponible en Estados Unidos). En los sonidos las notas son un factor determinante para reconocer una tonada y poder compararla con otra (como lo hace www.shazam.com).

Otro ingrediente: Realidad aumentada.

La realidad aumentada es una capa digital que está sobre la realidad que nosotros percibimos por nuestros sentidos, según Realidadaumentada.info es “combinar el mundo real con el virtual”. La hemos visto infinidad de veces en películas de ciencia ficción, o de aventuras. ¿Recuerda cuando El Exterminador buscaba a Sarah Connor en la primer película de la saga Terminator? El robot interpretado por Arnold Schwarzenegger veía todo de color rojo y a medida que los objetos aparecían,letras y símbolos le daban información sobre lo que observaba a su paso. En películas o videojuegos de aviones, cuando el piloto viaja observa, además del horizonte, un montón de indicadores como altitud, velocidad, coordenadas de su ubicación, etc. Todas esas cosas que no vemos sólo con nuestros ojos son realidad aumentada.

[youtube:http://www.youtube.com/watch?v=9MeaaCwBW28]
Así ve El Exterminador, los datos extra son realidad aumentada. Video por izirizibizi (vía Youtube).

¿Ciencia ficción o actualidad?

Actualmente existen aplicaciones que nos permiten ver esas capas digitales que recubren nuestra realidad. Necesitamos dispositivos con cámaras de video o micrófonos para captar el entorno y que las máquinas puedan mostrarnos lo que nuestros ojos y oidos no pueden. Por ejemplo, esta aplicación para iPhone muestra la ruta más cercana al transporte público con flechas, información extra como distancia en millas o kilómetros y lo hace reconociendo su ubicación mediante el sistema de posicionamiento global (GPS)

[youtube:http://www.youtube.com/watch?v=U2uH-jrsSxs]
Aplicación de realidad aumentada para iPhone probada en una calle. Video por acrossair (vía Youtube).

Google Goggles es la respuesta del gigante de las búsquedas a esta tendencia. Mediante fotografías tomadas por un dispositivo móvil, el buscador realizará una búsqueda, sin necesidad de escribir texto. En su sitio oficial (http://www.google.com/mobile/goggles) muestra cómo goggles puede reconocer texto (muy útil por ejemplo para reconocer escritos en otro idioma), lugares, libros, obras de arte, vinos y logos entre otros.

El ejemplo de Goggles con reconocimiento de una imagen y de texto:

[youtube:http://www.youtube.com/watch?v=ck6Ez7u7HNU]
Reconocimiento de El David, de Miguel Ángel a través de Google Goggles. Video por maggblog (vía Youtube).

Shazam por su parte toma melodías y reconoce canciones. Hice la prueba con el tema «Isle of Her» de Klaxons y lo reconoció sin problema, con bajo volumen y a una distancia de 3 metros. Aquí lo vemos en acción:

[youtube:http://www.youtube.com/watch?v=eogz4Gozj-Y]
Shazam reconociendo la canción “Have Fun Go Mad” de Blair. Video por VonKlinkerhofen (vía Youtube)

Así, lo único que resta es que nuestros contenidos locales aparezcan en la red, necesitamos compartir multimedia, acceder a dispositivos móviles y a conexión a internet en cualquier lugar para poder beneficiarnos de estos avances y empezar a entender nuestros espacios como espacios digitales, donde internet no está sólo en los computadores de escritorio sino en cualquier esquina.

Categorías
Ciencia de la información

Prototipos de bibliotecas // Interactividad en espacios culturales

Alguna vez leí que alguien estaba «pensando la biblioteca perfecta». Creo que no hay nada más desatinado que esa afirmación.

Luego de aprender sobre la vida digital en Comunidad, las diferentes formas de interacción gracias a la tecnología y leer excelentes blogs como el de Juan Freire creo que he aprendido algo sobre innovación:No existen cosas terminadas. Pensar la biblioteca perfecta es dar a luz a un cadaver porque no puede crecer, no puede mejorarse. Prefiero vivir en una biblioteca imperfecta, pero con actitud bucanera.

Las actuales bibliotecas son depósitos de libros de papel. Su gran reto es sobrevivir a una era donde cada usuario puede acceder a mucha información desde la comodidad de su casa. ¿Cómo espera la biblioteca ofrecer información a sus usuarios cuando ellos por su propia cuenta pueden obtener mucho más de lo que una biblioteca tradicional le puede ofrecer?

Una de las posibles soluciones a este problema la vi en las bibliotecas 2.0 y es por esto que he tratado de profundizar en el tema. Una de las ideas principales de la biblioteca 2.0 es que los usuarios son el centro y todo gira a su alrededor. En ciertos momentos he pensado en las bibliotecas como centros culturales donde cada usuario pueda apropiarse de sus espacios para crear y compartir, en ambientes edupunks como los que menciona Piscitelli. Esa idea se ha materializado en el siguiente video:

[youtube:http://www.youtube.com/watch?v=TpFO_L_jA1c]

Las palabras que se me vienen a la mente en este video son: Innovación, diversión, entretenimiento, comunidad, trabajo en equipo, confianza, libertad (como con el software) y compartir. Hacer algo así no es complicado, solo se necesita empezar. La verdad me gustaría ver un concierto de las 1280 Almas en una biblioteca, simplemente porque son uno de mis grupos favoritos. Recuerdo que lo único similar a esto fue un concierto de Juanes y Aterciopelados en el cumpleaños 178 del Museo Nacional. ¿Y qué tal si los conciertos fueran cada fin de semana? ¿Existen tantas bandas en la ciudad como para sostener un ritmo como este? ¿Y si la biblioteca provee las herramientas para que aflore la cultura musical en la ciudad? ¿Y si lo hacemos también con artes plásticas, literatura y audiovisuales?

Categorías
Ciencia de la información

Probando la realidad aumentada en la revista Soho

Probando realidad aumentada en la revista SoHo
Probando realidad aumentada en la revista SoHo 1

En mi anterior post (Leyendo pixeles desde el Caribe // Sobre e-books, mundos virtuales y realidad aumentada) al final de la presentación de Pablo Arrieta podía verse una muestra de realidad aumentada; en esta ocasión la probé con la revista Soho. A diferencia de la presentación de Pablo no aparecían objetos tridimensionales, sino que se desplegaban videos con información extra, en este caso de la sesión fotográfica en diferentes ciudades de Colombia.

Instrucciones y patrones de reconocimiento
Instrucciones y patrones de reconocimiento

A mi correo llegó la anterior imagen con las instrucciones de uso. Esta imagen contiene varios códigos (son los cuadros blanco con negro) y al ponerlos frente a mi cámara web que usa esta aplicación [1] se despliegan videos con tomas de la sesión de fotos, algunos comentarios de transeuntes y de las modelos en diferentes ciudades de Colombia. Tuve algunos inconvenientes debido a que no compré la revista, sino que uséla imagen anterior desde un iPod, imagen con baja calidad pero que permite ver el desarrollo realizado por Bakia[3] , la empresa colombiana que realizó el trabajo. Aquí está una muestra de cómo lo vi.

Probando realidad aumentada en la revista SoHo 2
Probando realidad aumentada en la revista SoHo 2

Lo primero que me viene a la mente son los códigos QR que hicieron un primer acercamiento a documentos digitales desde documentos físicos sirviendo únicamente como hiperenlaces. Ahora puedes agregar figuras tridimensionales, texto, información multimedia y demás  mediante ARToolKit [2] (por si te interesa hacer desarrollos) como puede verse en este video.

He visto aplicaciones para educación con realidad aumentada en procesos industriales, donde a los aprendices -quienes usan lentes- los guían y muestran la ubicacción exacta de los botones que deben presionar para realizar determinadas tareas. Imaginen las posibilidades que se tienen al cubrir espacios cono bibliotecas con estas pieles digitales, lo mucho que pueden enriquecerse las visitas a museos o el realiza turismo con estos guías virtuales. Esto me hace pensar en la necesidad de «alumbrar» lugares públicos con redes de wifi y códigos que puedan permitir el acceso a mucha información en los espacios que habitualmente ocupamos y muchas veces nos perdemos porque la información no nos llega al lugar que necesitamos, sino que está almacenada en libros o lugares que podemos visitar pero requieren mayor tiempo e inclusive costos. Algo que aprendí de las bibliotecas 2.0 es que hay que ir donde el usuario está, ahora comprendo que no solo las instituciones, sino también la información debe cumplir esa tarea.

[1] Publicaciones Semana S.A. (2009, diciembre 21). SoHo: Portada Viva RA. Recuperado Diciembre 21, 2009, desde http://www.soho.com.co/Portada-Viva/index.html.
[2] ARToolKit Home Page. (2009). ARToolKit. Recuperado diciembre 21, 2009, desde http://www.hitl.washington.edu/artoolkit/.
[3]González, D., & González, M. (n.d.). Bakía: Arte y tecnología. Recuperado de http://mundobakia.com/.